ComunidadJóvenes

Prepárese para recibir el sacramento de la confesión

Queridos jóvenes pronto iniciaremos un tiempo hermoso como lo es el tiempo de la Cuaresma, que comprende los 40 días de Jesús en el desierto’ un camino que nos prepara para celebrar la Pascua de la Resurrección.
La Iglesia como madre y maestra los invita a acudir asiduamente a la confesión y darle la debida importancia a este Sacramento. El padre Alejandro Goulbourne designado por el Santo Padre Misionero de la Misericordia, anima a los jóvenes a valorar el Sacramento de la Reconciliación.
“Muchos jóvenes no se confiesan porque tienden a creer que no han cometido ningún acto grave y no tienen porque pedir perdón o consideran que las personas que han ofendido no les perdonarán, y peor aún, Dios tampoco los perdonará..
La confesión siempre es necesaria para que reconozcamos cuanto hemos fallado y acercarnos como hijos de Dios a confesar los pecados cometidos, y tener el propósito de no volverlo a hacer, señala el padre Goulbourne.
Aconseja a los jóvenes procurar estar alegres y que estén convencidos que Dios les ama y que siempre está esperándolos con los brazos extendidos esperándolos para que sean instrumentos y testigos del amor de Dios en medio de este mundo, agrega el también párroco de Nuestra Señora de Lourdes.
Como les ayuda la confesión
Reconociéndonos que somos hijos de un padre misericordioso, debemos acudir al sacramento de la reconciliación en determinado tiempo para que vivamos esa alegría y armonía que es la característica de cada cristiano, cuando se liberan ataduras, dijo el presbítero, Alejando Goulbourne.
La Iglesia sugiere para avanzar espiritualmente, unir la oración, el ayuno y la misericordia. Las tres se complementan, advierte el sacerdote, y agrega que también existen tiempos fuertes en la Iglesia para confesarse como este tiempo de Cuaresma, Pascua, el Adviento y Navidad, pero siempre que se necesite de la confesión busca un sacerdote que te escuche y perdone los pecados.
En la etapa de la juventud, los jóvenes son muy confiados, y cuando se acerca a una persona y le confía sus interioridades espera que se guarde su secreto, por eso cuando se le defrauda se decepciona y sufre mucho.

Artículo anterior

Gozo, paz y felicidad son posibles en el matrimonio

Siguiente artículo

Comisión de música se prepara JMJ