CulturaVariedad

¿Error médico o mala praxis?

¿Quién de nosotros no ha tenido que acudir a una instalación o profesional de salud, buscando respuesta a alguna dolencia o enfermedad?  Cuáles han sido nuestras experiencias? Por otro lado, escándalos como el envenenamiento por dietilenglycol, los bebés fallecidos en el Seguro Social y otros más, nos ponen a dudar también sobre la calidad de la salud pública.
Anualmente se escuchan cientos de historias y denuncias por malas prácticas médicas en Panamá. Sin embargo, son muy pocos los casos que se concretan en investigaciones exhaustivas que concluyan con la sanción a los culpables y la reparación de daños a los familiares. Esta realidad frustra a las víctimas de este delito las cuales no realizan las denuncias respectivas, y también afecta a la mayoría de profesionales que practican la medicina.
Es vital distinguir entre error médico y mala praxis. Podemos ser víctimas de errores médicos, y éstos pueden ser producto de factores institucionales tales como la burocracia, políticas sanitarias deficientes y el empobrecimiento de los servicios de salud, o de errores humanos del equipo médico. Sin embargo, la negligencia médica tiene que ver directamente con actitud y valores humanos; tiene que ver con que el profesional de la medicina consciente o inconscientemente obvia la aplicación correcta de protocolos para el tratamiento de dolencias lo que resulta en perjuicios a un(a) paciente.

Artículo anterior

Si las críticas vuelan, la oración abunda

Siguiente artículo

Preparación logística y espiritual