DiócesisPanamá

Carta de cooperación entre Iglesia Católica y Alcaldía

La Iglesia Católica Arquidiócesis de Panamá y la Alcaldía de Panamá firmaron, la mañana de este jueves 27 de abril, una Carta de Cooperación para la ejecución de programas de asistencia humanitaria, orientación social y personas que se encuentran en situación de riesgo social.
Este apoyo contempla la atención local de niños, niñas, jóvenes, familias y personas que estén en situación de riesgo, dentro del Centro de Orientación y Atención Integral San Juan Pablo II, además incluyendo, la integración local, asistencia humanitaria y atención psicosocial de niños, jóvenes, drogodependientes y personas que viven en situación de indigencia, también de personas que soliciten asilo y refugiados reconocidos, dentro del Centro de Acompañamiento Integral Hogar Luisa.
La validación del documento lleva la firma del monseñor José Domingo Ulloa, Arzobispo Metropolitano, y del alcalde de Panamá José Blandón Figueroa.
El Municipio de Panamá se compromete a referir mensualmente, mediante informe social, a las personas que requieran ingresar al Programa a través de la Dirección de Gestión Social y, a mantener la comunicación constante y fluida sobre las actividades que se están desarrollando en atención al Programa de Asistencia Humanitaria.
Por su parte la Iglesia Católica mediante el Centro de Atención Hogar San Juan Pablo II, se compromete a generar acciones y proyectos en el marco del Programa de Asistencia Humanitaria, dentro de las zonas pastorales o vicarias ubicadas en las áreas de Panamá Centro, Panamá Norte y Panamá Este con la disponibilidad de un mínimo de treinta (30) cupos mensuales. Además debe presentar un informe mensual que incluya fotografías y facturas fiscales de los gastos que dependan del subsidio suministrado por el Municipio de Panamá.
Mediante Acuerdo Municipal N°68 de marzo de 2017, el Consejo Municipal de Panamá autorizó incluir dentro de los subsidios municipales al Centro de Orientación y Atención Integral San Juan Pablo II, otorgándole la suma anual de treinta y seis mil balboas con 00/100 (B/36,000.00), que queda sujeta a la reglamentación de subsidios municipales regidos mediante Acuerdo Municipal N°84 de 11 de julio de 2000.

Artículo anterior

XLVII Cita Eucarística con la alegría juvenil

Siguiente artículo

‘Dios está cerca y camina a nuestro lado’